Jueves 26 de noviembre de 2009

25 DE NOVIEMBRE: DIA DE LUCHA CONTRA LA VIOLENCIA HACIA LAS MUJERES

Pan y Rosas marchó en todo el país para decir: "Basta de violencia contra las mujeres"

Este 25 de Noviembre, cientos de compañeras de Pan y Rosas nos movilizamos en todo el país para decir Basta de violencia contra las mujeres.

  • En Buenos Aires, más de 400 compañeras marchamos junto a trabajadoras de Kraft-Terrabusi, del hospital Garrahan, del Indec, docentes, ferroviarias, telefónicas, amas de casas y estudiantes de diversas universidades, terciarios y colegios secundarios, y participamos de la movilización convocada por organizaciones de izquierda y feministas.
  • En Plaza de Mayo Pan y Rosas denunció con sus canciones e intervenciones las distintas formas de violencia que sufrimos las mujeres y llamó a poner en pie un gran movimiento, por nuestros derechos
  • Finalizada la acción unitaria contra la violencia hacia las mujeres, Pan y Rosas marchó al Ministerio de Trabajo para dar todo su apoyo a las trabajadoras y sus compañeros en lucha de Kraft y Subte
    Finalizada la acción unitaria contra la violencia hacia las mujeres, Pan y Rosas marchó al Ministerio de Trabajo para dar todo su apoyo a las trabajadoras y sus compañeros en lucha de Kraft y Subte
  • En el Ministerio de Trabajo, luego de un emotivo acto junto a los y las trabajadoras de Kraft, cantamos "Si se puede, si una mujer avanza ningún hombre retrocede"

1 / 4

Con las trabajadoras de Kraft-Terrabusi: Basta de violencia contra las mujeres

Este 25 de Noviembre, las compañeras de Pan y Rosas nos movilizamos en todo el país para decir: Basta de violencia contra las mujeres.
En Buenos Aires, más de 400 compañeras marchamos junto a trabajadoras de Kraft-Terrabusi, del hospital Garrahan, del Indec, docentes, ferroviarias, telefónicas, amas de casas y estudiantes de diversas universidades, terciarios y colegios secundarios, y participamos de la movilización convocada por organizaciones de izquierda y feministas.

Bajo una copiosa lluvia, al llegar a Plaza de Mayo realizamos un acto en el que Pan y Rosas denunció que el gobierno de Cristina Fernández es responsable de mantener la precarización laboral que aqueja mayoritariamente a las mujeres, los despidos, la muerte de cientos de mujeres por aborto clandestino y las redes de trata y prostitución. Y que la Iglesia, la oposición patronal derechista, y sus voceros farandulescos como Marcelo Tinelli y Gerardo Sofovich que piden más seguridad, y hablan de buenas costumbres mientras se llenan sus bolsillos utilizando a las mujeres como objeto sexual, no hacen más que profundizar las terribles condiciones de opresión y explotación femenina. Además, nos solidarizamos con las mujeres hondureñas que en este día realizaron una jornada de lucha, en la que participó nuestra compañera dirigente del PTS y fundadora de Pan y Rosas, Andrea D’Atri, y saludamos la lucha de las trabajadoras del Sindicato Mexicano de Electricistas (SME), que en el día de ayer iniciaron una huelga de hambre en reclamo de la revocación del decreto de extinción de Luz y Fuerza del Centro (LFC), el retorno al trabajo de los 44 mil sindicalizados despedidos y respeto a su contrato colectivo de trabajo.

Al terminar el acto, las familiares de despedidas/os de Kraft-Terrabusi nos invitaron a movilizarnos al Ministerio de Trabajo, donde desde temprano se concentraron las y los trabajadores para reclamar la reincorporación de las y los despedidos, junto a los y las obreras del subte que reclaman el reconocimiento de su sindicato. Con un cálido recibimiento por parte de los trabajadores de Kraft-Terrabusi, terminamos esta jornada contra la violencia hacia las mujeres cantando con nuestros compañeros de lucha: ¡Sí se puede, sí se pude, si una mujer avanza ningún hombre retrocede!

Córdoba

Más de 70 compañeras de Pan y Rosas junto a la Comisión Basta de Trata y otras organizaciones nos movilizamos a la sede del Ministerio de Trabajo de la Nación, contra las expulsiones de los delegados de la UOM y SMATA, y para denunciar la reciente golpiza del delegado de VW, Sergio Folchieri, por parte de una patota sindical. Desde allí, más de 250 compañeras/os marchamos hacia la plaza Velez Sarfield donde confluimos con una radio abierta que organizó el Movimiento de Mujeres.

Rosario

Decenas de compañeras marchamos junto a otras organizaciones sociales, estudiantiles y de mujeres para denunciar que mientras el "socialista" Binner aumenta los subsidios a la policía asesina de Sandra Cabrera, vaciando la salud y la educación, Santa Fé cuenta con los mayores índices de víctimas de las redes de trata.

Tucumán

La Coordinadora de Organizaciones Barriales, el Partido Obrero y la Comisión de Familiares de Víctimas de la Impunidad, junto a decenas de compañeras de Pan y Rosas, impulsamos un acto que contó con la participación de [email protected] de la salud y docentes municipales. Una gran bandera recordando a las enfermeras muertas a causa de la Gripe A, y realizada por Pan y Rosas decía: “Norma Aquino y Deborah Molina Presentes. Basta de violencia laboral. El gobierno es responsable”.

Bahía Blanca

Más de 100 mujeres trabajadoras, estudiantes, desocupadas y amas de casa realizamos una acción unitaria organizada desde la Secretaria de la mujer del CEHum junto a la Secretaría de Género de la CTA y distintas organizaciones de mujeres.

Neuquén

Más de 200 personas nos convocamos en el Monumento a San Martín. Participaron las Madres de Plaza de Mayo, obreras y obreros de Zanon, la Comisión de Mujeres de la fábrica Molarsa, trabajadoras de la salud, docentes, estudiantes de terciarios y universitarios.
También estaban Ofelia, madre de una de las chicas asesinadas en el triple crimen de Cipolletti hace 12 años atrás y las hermanas de Gimena Zalazar, recientemente violada y asesinada en la Ciudad de Centenario.

Jujuy

En la provincia de Romina Tejerina, desde la Secretaría de la Mujer de Humanidades impulsamos una gran jornada exigiendo su libertad y denunciando que el trabajo precario, los despidos y la doble jornada laboral, también son violencia contra las mujeres.

Mendoza

Marchamos para exigir que no haya una sola muerta más por aborto clandestino y denunciamos a la justicia, la Iglesia y el gobierno, responsables de la violencia que sufrimos miles de mujeres y niñas en esta provincia: Fuera la Iglesia genocida de nuestras vidas!

Además, Pan y Rosas participó de las actividades impulsadas por la Comisión de Mujeres del Hospital Durand y la Comisión de Mujeres del Indec, entre otras.




Temas relacionados

Violencia machista